tl_files/Clinica dr Santos/imagenes web/oncologia_text.jpg

QUIMIOTERAPIA METRONOMICA / INMUNOMODULACIÓN

La inmunología juega un papel importante en el desarrollo de los tumores. Pero este hecho es algo muy complejo. Por un lado sabemos que, ante infecciones agudas, locales o sistémicas, los tumores pueden desaparecer. Esto lo sabemos desde finales del siglo XIX con los trabajos de Coley quien, provocando infecciones agudas a los pacientes de sarcomas, logró unos resultados positivos muy sorprendentes. En los años 70, Thomas y Burnet estamparon el concepto de ”inmunosurveillance tumoral” con el que intentaron definir los fenómenos que tienen lugar en la eliminación de los tumores.

Este hecho dio lugar a una gran cantidad de terapias que iban destinadas a estimular la inmunidad con la finalidad de eliminar los tumores. Esto permitió unos ciertos resultados positivos pero no tanto como esperábamos. El conocimiento, cada vez mayor y más profundo de los fenómenos que se producen en los tumores y de la respuesta inmune, nos ha permitido a su vez saber, que si bien las infecciones agudas nos ayudan, las crónicas no sólo pueden favorecer la aparición de los tumores sino que incluso su crecimiento pueda ser estimulado. Los trabajos en el año 2006 de Han–Chen Li et al. han demostrado cómo las infecciones pueden actuar como promotores de los tumores. Por lo tanto, lo que hoy sabemos es que la inmunidad influye en los tumores pero es un filo de navaja por dónde nos debemos de mover. Una inmunidad deficiente o excesiva supone un riesgo importante y es algo que debemos SIEMPRE vigilar. Por ello, no debemos plantear las terapias en las que la base sea INCREMENTAR la inmunidad como sea. Un estudio adecuado de la función inmune es fundamental antes de cualquier decisión y no hay que olvidar que, incluso por paradójico que parezca, en muchas ocasiones la mejor estimulación inmunológica puede ser una quimioterapia.

Una vez que se ha valorado la función inmune, hay que saber en qué dirección y con qué medicamentos debemos de trabajar. Esto no puede hacerse sin considerar las otras terapias que se realicen. Cualquier terapia debe de controlarse, por un lado en lo que a la analítica se refiere y por otro en lo que a su acción sobre el tumor se refiere.

Las sustancias a emplear son muchas, Viscum Album, Arabinogalalactanos, Timo, organopeptidos , Ukrain y un largo etc. Cada una tiene su momento y la elección del preparado no es algo tan sencillo.